Los lectores de ficción especulativa

3dae505ea1d7d6a6c08d90db701c1655.jpg_srz_p_630_623_75_22_0.50_1.20_0

Por Cristián Londoño Proaño

(Publicado en la página web de Cristián Londoño Proaño el 25 de junio de 2014)

El creciente «bombardeo» de contenido en internet y en los medios de comunicación, ha hecho que el lector se especialice. Quedaron muy distantes los tiempos en que se decía que el buen lector leía todo lo que llegaba a las manos. Ahora, esto es cada vez más difícil,  porque el tiempo y la vida contemporánea se han acelerado, y no disponemos de todo el tiempo que quisiéramos para la lectura. Ahora los lectores buscan leer lo que, realmente, les interesa. Incluso este lector ya se transformó en un lector-usuario que busca una utilidad  en el contenido, sea el placer de la lectura o una información que le servirá. En función de este planteamiento, el lector de ficción especulativa, fantasía y ciencia ficción, es el lector que busca personajes y escenarios un tanto distintos. ¿Acaso se distingue el lector de relatos o novelas de ficción especulativa al resto de lectores?

El lector de ficción especulativa prefiere relatos que se acercan a su realidad o cotidianidad, pero ambientados en un mundo extraño. Cuando se lee «Amanecer» de Octavia Butler, memorable escritora afroamericana referente imprescindible de la ciencia ficción,  se descubre un mundo extraño y a la vez, conocido. La trama central se ubica en una nave espacial orgánica. La estructura interna de la nave está conformada por árboles que, en su interior, albergan hogares; y paredes orgánicas que se abren al contacto de  los órganos sensoriales de los alienígenas, propietarios de la nave.  En este ejemplo, la estructura interna de la nave descrita por Butler tiene elementos familiares y al mismo tiempo, extraños.

El lector de ficción especulativa  encuentra en los referentes  del relato de ciencia ficción o fantasía, una función diferente. Por ejemplo, si en el relato lee una expresión como: «el techo se disolvió», para un lector de otro género significa que el autor intenta metaforizar su contexto. En cambio, para el lector de ficción especulativa significa que eso ocurre tal cual lo describe el escritor. O si encuentra, una palabra extraña o de rara pronunciación, no busca mayor explicación, porque sabe que en el transcurso de la narración lo podrá interpretar.

Las consideraciones para distinguir a un lector de ficción especulativa no significan que lo hagan un «bicho raro» o un alienígena. Sino que es un lector acostumbrado a los mundos extraños que plantean los escritores del género y que tiene la mente abierta a que sucede cualquier cosa. En definitiva, si hay diferencia entre los lectores-usuarios de ficción especulativa a los lectores de los otros géneros.

Un pensamiento en “Los lectores de ficción especulativa

  1. Pingback: Los Lectores de fantasía y ciencia ficción | Ciencia Ficción en Ecuador

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s